Píxeles como puños

Anónimo preguntó: ¿Tócame la cho...!

-

¡Rabo de gorrino!